Cómo hacer castañas asadas en casa. ¿Te apetece?

Autor: | Publicado en Nutrición Sin comentarios

castañas1

Aprende a preparar unas castañas asadas, una receta típica del otoño. Es tradición tomarlas en fechas señaladas como el Día de Todos los Santos o la Navidad. Sólo necesitarás los frutos secos y un horno.

Asociamos las castañas a las típicas castañeras que trabajan en cualquier rincón de   la calle perfumando el ambiente con el olorcillo de las castañas recién asadas.

¿No te apetece comerlas ya en ese cucurucho de papel?

Si no puedes esperar, ásalas tú misma.

Aún no es época pero en fruterías especializadas puedes encontrarlas.

Encontrar castañas es fácil. No hace falta que vayas al bosque a buscarlas, puedes localizarlas en cualquier supermercado.

Si no sabes cuántas comprar sigue la siguiente regla: 100gr por cada persona. Así, si vas a invitar a 6 personas compra 600gr, si los invitados son 10 compra 1kg (1000gr). O compra de más para repetir la experiencia dentro de unos días. ¿No?

Preparación

Prepara las castañas.

Para asar estor frutos secos tienes que hacer una pequeña incisión en la cáscara de cada una de ellos. De esta forma se cocinará bien por dentro. Puedes usar un cuchillo y hacer una raja a lo largo.

Cuando hayas terminado, coloca las castañas sobre una bandeja de horno.

castañas3

Hornea durante 30 minutos a 180 grados.  .

Al tiempo que preparas las castañas debes ir calentando el horno. Fija una temperatura de unos 180 grados aproximadamente. Pasados unos 15 minutos ya estará caliente. Introduce entonces la bandeja con los frutos secos ya preparados.

Deja las castañas en el interior del horno durante 30 minutos. Cuando transcurra el primero cuarto de hora dales la vuelta. Así se cocinarán bien por todos los lados. Sabrás que están listas porque su cáscara se abrirá.

castañas4

¿Con o sin cáscara?

Tus castañas ya están asadas, sólo te queda pelarlas. Sácalas del horno y vuélcalas sobre un paño de cocina. Envuélvelas y aplica presión con las manos. Notarás que las cáscaras se empiezan a romper y desprender. Si hace falta puedes dar unos ligeros golpes.

Otra opción es que dejes las castañas sin pelar. Muchas personas prefieren quitarse ellas mismas la cáscara.

inicio3Linea

Deja un comentario